lunes, 5 de septiembre de 2011

La niña y el MAR


Después de unos agónicos y largos días de esperas, sequía, asperezas y demás, la niña se reencontró con el MAR y se fundieron en un cálido abrazo...